La impresión en 3D ayudará a salvar vidas en un futuro

3d Printer Print the New DNA Molecules on a white background. 3d Rendering

El avance en la impresión en 3D otorgará al sector salud posibilidades de imprimir órganos humanos en unos años. Actualmente ya se están imprimiendo tramos de huesos, como fragmentos de maxilar: “Hay muchas piezas que ahora ya funcionan y que se están colocando en pacientes”, señaló Juan José Careiro, quien participó en la mesa de trabajo sobre Regulación, realidad virtual y aumentada, Internet de las cosas, impresión 3D e inteligencia artificial, en los trabajos previos al Digital Health Forum México (DHFM) 2019.

En entrevista, Careiro explicó que la impresión 3D es una forma de fabricar objetos; un proceso de manufactura que implica retirar o agregar material, “hasta llegar a la forma de lo que estamos buscando. En este sentido, la impresión en 3D es la más sofisticada que hay ahora…y ya existen en el mundo real operando muchas cosas de impresión 3D”. 

Actualmente ya es posible imprimir tejido con flujo sanguíneo, detalló Careiro, aunque especificó que lo anterior todavía no está aprobado para su uso. Todavía hacen falta pruebas para evitar poner en riesgo a la población: “Estamos todavía a cierta distancia, pero nos acercamos con pasos acelerados a poder imprimir, por ejemplo, un órgano humano. El rango de aplicación de esta tecnología es impresionante”. También indicó que por ello es primordial que en el uso de estas tecnologías en el sector salud, se tengan altos estándares de calidad.

En su exposición, Carreiro comentó sobre el uso de la realidad aumentada: “La realidad aumentada consiste básicamente en alimentar con data que no es visible; que no está disponible al humano en su entorno natural. Agregarlo a lo que hoy está percibiendo del mundo. Regularmente pensamos en realidad aumentada solo como algo que vemos. Pero puede ser también para temas auditivos y del sentido del tacto. Es cualquier información adicional a los sentidos humanos del entorno que experimenta a través de la tecnología con simulaciones; o con registros de otros momentos. La base es agregar información a los sentidos humanos de su entorno”.

Explicó que se puede ver un uso práctico en los tratamientos de rehabilitación de un paciente, “…donde a través de la realidad aumentada puedes evaluar la marcha de un paciente, el cómo camina. Al ver los movimientos reales del cuerpo humano, puedes recomendar al paciente diferentes formas de pararse, sentarse o caminar, y de esta manera ayudar a la rehabilitación”. 

Digital Health Forum México (DHFM), que se lleva a cabo  los días 16 y 17 de octubre en la Ciudad de México, es organizado en forma conjunta por:

  • Fundación Mexicana para la Salud (Funsalud)
  • Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)
  • Asociación Mexicana de la Industria de Investigación Farmacéutica (AMIIF)
  • Sistema de Salud del Tecnológico de Monterrey (TecSalud)

Avanza en México uso de telemedicina y recetas electrónicas

La prioridad es normar el uso de la receta electrónica en México

En México ya se están realizando consultas médicas de forma remota y emitiendo recetas electrónicas, principalmente en comunidades alejadas, señala Jorge Cueto: “La telemedicina da servicios de salud a aquellos que no tienen acceso. Lo hacemos a través de consultas remotas en las que los médicos se conectan a diferentes poblaciones donde no hay servicios de salud. Se apoya a la gente que no tiene que trasladarse a otro lado, pero también se previenen complicaciones médicas, al dar atención en forma oportuna”. 

Experiencia en consultas por telemedicina

Al presentar su experiencia en el manejo de consultas por medio de telemedicina en comunidades, dentro de las mesas de trabajo previas a la Digital Health Forum México (DHFM) 2019, Cueto dijo que en un amplio porcentaje la población está de acuerdo con el manejo de esta tecnología, a pesar de que en un principio encontraron un poco de resistencia. Su experiencia abarcó también varias consultas con médicos especialistas quienes usaron esta tecnología a distancia.

En el caso de teleconsulta, no hay una intervención física como tal, al paciente. Luego se tiene lo que llamamos monitoreo remoto, en el que se usan sensores. Ya contamos con dispositivos que se pueden conectar a celulares o a computadoras y con eso monitoreamos algunos signos vitales, como los niveles de azúcar. Existen otros casos donde sí hay intervención médica, ahí están los robots como Da Vinci”, explicó Cueto.

Agregó que es prioridad normar el uso de la receta electrónica en México. “En la mayor parte de los países ya se utiliza este tipo de receta, que de paso es mucho más segura que la que lleva firma autógrafa. Hay estándares internacionales, no tenemos que inventarlo. Pero creo que ese es un ejemplo del tipo de normas sobre las que debemos avanzar”.

Digital Health México

El evento Digital Health Forum México (DHFM) 2019, que tiene como sede el Palacio de Medicina, en el centro histórico de la Ciudad de México y se lleva a cabo  los días 16 y 17 de octubre, es organizado por:

  • Fundación Mexicana para la Salud (Funsalud).
  • Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).
  • Asociación Mexicana de la Industria de Investigación Farmacéutica (AMIIF).
  • Sistema de Salud del Tecnológico de Monterrey (TecSalud).

Medicina de precisión, el siguiente paso en el uso de la tecnología genómica, para tratamiento y prevensión de enfermedades

Luis Alonso Herrera Montalvo, director general del Instituto Nacional de Medicina Genómica (Inmegen)

Luis Alonso Herrera Montalvo, director general del Instituto Nacional de Medicina Genómica (Inmegen)

La tendencia mundial para el uso de la medicina genómica está cambiando: “la expectativa es que se empiecen a incorporar en las grandes bases de datos que tienen la información genómica de muchos individuos, variables clínicas, demográficas, culturales y también ambientales… Y con esto se logren algoritmos de análisis que sean más precisos”.

Así, en el análisis poder definir ya no solamente si la persona es o no portadora de una enfermedad; sino, adicionalmente:

  • considerar si tiene tal edad
  • es hombre o mujer
  • vive en tal lugar
  • come tal cosa

Todos estos elementos pueden ayudar a estratificar de forma más fina la aplicación de medicamentos.

Así lo explicó Luis Alonso Herrera Montalvo, director general del Instituto Nacional de Medicina Genómica (Inmegen) al señalar que esto es lo que se conoce como medicina de precisión que es “básicamente dirigir el tratamiento correcto al grupo de personas correctas, en el momento más indicado”.

Durante su ponencia presentada en el Digital Health Forum México 2019, el doctor Herrera Montalvo apuntó que con ese rumbo la medicina podría enfocarse más bien en grupos de seres humanos que compartieran información, variantes genéticas y que las pudieran agrupar en distintos niveles de respuestas.

Actualmente, el número de pacientes que se ven beneficiados con el uso de las tecnologías genómicas… sobre todo en el área de cáncer y enfermedades raras, sigue siendo muy bajo… Lo que muestran los estudios es que son del 10 al 12 %” 

El doctor Herrera Montalvo detalló que dicha situación es producto de que no se conocen todas las variantes que influyen en la respuesta de un paciente a un medicamento: “En el caso de la medicina genómica estamos dando el gran peso a una sola variable y olvidamos que la enfermedad es un proceso biológico que es resultado de una interacción de muchas variables. Por eso es que sigue siendo tan reducido desde mi punto de vista el éxito que puede tener la aplicación de estas tecnologías”.

En este sentido, y en entrevista posterior consideró que para que en el sistema de salud en México este nuevo enfoque se pueda implementar, funcione y tenga un impacto real, son indispensables dos factores: 

El primero, una reorientación del uso de los recursos, para enfocarse en el análisis,  ya no solo a generar grandes bases de datos: “En los últimos 5 años, 14 países han invertido casi 4 mil millones de dólares. En China, hay un programa de medicina de precisión que para el año 2030 tiene el gran objetivo de secuenciar el genoma de 100 millones de individuos, con una inversión de más de 9 mil millones de dólares. El gran reto ahora, no es desarrollar más tecnologías de secuenciación, es como implementarlas… Tenemos que invertir en infraestructura para el análisis de esos datos. Creo que este es el punto toral”. 

El segundo, “establecer un programa nacional estratégico para investigación e implementación de la medicina genómica en nuestro país… No sólo el Inmegen, todas las instituciones públicas y privadas que han hecho grandes esfuerzos de inversión … El Instituto Nacional de Medicina Genómica debe convertirse en un centro donde se puedan hacer grandes análisis de datos que se generen en cualquier de los centros de nuestro país, e integrarlo en una política nacional”. 

De acuerdo con Herrera, “lo que ha existido desafortunadamente han sido esfuerzos no coordinados, iniciativas propias, ya sean públicas o privadas y no existe un  plan que las coordine. Creo que lo primero es establecer un plan nacional… que además establezca prioridades, porque cuando el dinero es poco, hay que priorizar su uso y establecer que se hagan sinergias entre las instituciones que están trabajando temas semejantes”.

El doctor Herrera reconoció que los recursos con que cuenta México son limitados y detalla que el presupuesto del Inmegen es de más de 200 millones de pesos al año, lo que significa apenas alrededor de 1% de los recursos con que cuentan instituciones similares en Estados Unidos o Europa.  

Debemos insistir, porque los grandes esfuerzos e inversiones que se están haciendo en otros países, no van a solucionar nuestros problemas”, concluyó Herrera Montalvo.

Digital Health Forum México (DHFM) 2019, se realizó los días 16 y 17 de octubre en la Ciudad de México. Ésta fue la cuarta edición del DHFM y fue organizado en forma conjunta por la Fundación Mexicana para la Salud (FUNSALUD); la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM); la Asociación Mexicana de la Industria de Investigación Farmacéutica (AMIIF) y el Sistema de Salud del Tecnológico de Monterrey (TecSalud).

Indispensable trabajo conjunto de médicos, ingenieros y pacientes, para innovación en salud

Mahuina Campos, Jefa del Departamento de Informática Biomédica de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).
Mahuina Campos, Jefa del Departamento de Informática Biomédica de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

En la creación de nuevas tecnologías para la salud se precisa la intervención de grupos multisectoriales para que las aplicaciones tengan un impacto más certero y puedan ser validadas, considera Mahuina Campos, Jefa del Departamento de Informática Biomédica de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Campos presentó la ponencia Mecanismos de Validación y Certificación de Tecnologías de la Información y la Comunicación en Salud (TIC-S) en las mesas de trabajo previas al Digital Health Forum México 2019.

En entrevista comentó que los pacientes deben ser el centro de la innovación y todos los demás participantes, ubicarse alrededor de sus necesidades: “… nosotros nos movemos en el modelo de la triple hélice, que sería trabajar gobierno, universidad, industria. Pero también debemos incluir a la sociedad, a los pacientes porque son los usuarios en los que vamos a estar pensando”.

Mahuina Campos indicó que es indispensable que las nuevas tecnologías aplicadas a la salud cuenten con fundamentos científicos. “Hemos observado que, por ejemplo, en el área de tecnología, los ingenieros trabajan mucho y hacen muchas innovaciones. Pero nuestra experiencia es que no siempre se allegan de los médicos. Entonces a veces, sus propuestas pueden carecer de fundamentos científicos y ser incluso peligrosas para los pacientes. Y al revés, los médicos puede ser que quieran innovar, pero no tienen el know how de cómo realizarlo”.

También expuso que para complementar la innovación, a estos grupos multisectoriales debe integrarse la parte humanística: “Al estar el paciente en el centro, debemos ver la parte bioética; la social; e incluso política, por las repercusiones de estas tecnologías”.

Digital Health Forum México (DHFM) 2019, que se lleva a cabo los días 16 y 17 de octubre de 2019 en la Ciudad de México, es organizado por:

  • Fundación Mexicana para la Salud (Funsalud)
  • Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)
  • Asociación Mexicana de la Industria de Investigación Farmacéutica (AMIIF)
  • Sistema de Salud del Tecnológico de Monterrey (TecSalud)

Diabetes, cáncer y cardiopatía isquémica, protagonistas del DHFM


Diabetes, cáncer de mama y cardiopatía isquémica 3 padecimientos a abordarse por los ponentes de DHFM

En la próxima edición del Digital Health Forum en México (DHFM), a realizarse el 16 y 17 de octubre próximo; se debatirá sobre cómo la tecnología puede influir positivamente en los procesos de salud y enfermedad.

Y al mismo tiempo se expondrá por primera vez con ejemplos aterrizados sobre cómo aplicar las llamadas 4 Ps en medicina en 3 padecimientos específicos que están entre los que más afectan a la población mexicana.

Diabetes, cáncer de mama y cardiopatía isquémica serán los 3 padecimientos a abordarse por los ponentes de DHFM. Desde un enfoque de atención basado en la predicción, la prevención, la personalización y la participación.

4 P’s

La gran visión del DHFM es acortar la brecha existente entre la creciente demanda y la limitada oferta de los servicios de salud. Esto a través de tecnologías disruptivas que se apliquen bajo un esquema de esas 4 P’s que no deben faltar en un sistema de salud.

En este sentido, los organizadores de DHFM han explicado cada uno de esos cuatro aspectos que pueden hacer más eficiente y efectiva la atención de una enfermedad:

  • Predicción – Con base en la carga genética de las personas puede preverse qué enfermedades podrían padecer.
  • Prevención – Una vez que se determina el riesgo genético para ciertas enfermedades; se brindan al paciente una serie de medidas para su prevención.
  • Personalización – De acuerdo con el código genético de cada persona, los cuidados y tratamiento son personalizados.
  • Participación – Las personas tienen que ser más conscientes de hacerse cargo de su propia salud. Deben participar más y ser corresponsables de su propio cuidado.

Tres enfermedades

La aportación novedosa en la próxima edición del DHFM en octubre es que los especialistas compartirán sus experiencias en torno a tres enfermedades puntuales y las fórmulas que han ubicado para que, con base en esos cuatro pilares, se puedan lograr avances y resultados tangibles en favor de los pacientes.

En el primer día, después de exponerse lo último en torno a las 10 tecnologías más importantes aplicadas en el ámbito de la salud; se hablará de cómo el modelo de las 4 Ps se está aterrizando en cáncer de mama.

En el segundo día, por la mañana se hablará de similar manera sobre el modelo de las 4 P’s aplicado en cardiopatía isquémica. Por la tarde se abordará la aplicación del mismo esquema de las 4 Ps en diabetes mellitus;, enfermedad por la cual existe en México una declaración de emergencia.

El evento que tendrá lugar en el Palacio de la Antigua Escuela de Medicina. Es organizado en forma conjunta por:

  • Fundación Mexicana de la Salud (Funsalud)
  • Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM)
  • Tec Salud
  • Asociación Mexicana de la Industria de Investigación Farmacéutica (AMIIF)