Facultad de Medicina de la UNAM renovó el PET-CT, tiene ahora el equipo más moderno de Latinoamérica


Unidad PET/CT de la Facultad de Medicina de la UNAM

Estamos muy contentos con la adquisición, porque nos permite hacer estudios por tomografía por emisión de positrones. La tecnología que cambiamos es la primera en América Latina, remarcó Belén Rivera Bravo, responsable de la Unidad PET-CT.

Con un nuevo equipo para obtener imágenes moleculares de manera más precisa y con menos exposición de los pacientes a radiación, la Unidad de Tomografía por Emisión de Positrones (PET-CT) de la UNAM se mantiene a la vanguardia.

Belén Rivera Bravo, y Rosa María Wong Chew

Belén Rivera Bravo, responsable de la Unidad PET-CT y Rosa María Wong Chew, jefa de la Subdivisión de Investigación Clínica, de la Facultad de Medicina de la UNAM

La Facultad de Medicina (FM) tiene ahora el equipo más moderno de Latinoamérica. Su cámara, con 60 mil cristales detectores de radiación, cuenta con las últimas licencias de procesamiento de imágenes de oncología, neurología y cardiología.

Este equipo puede hacer estudios más rápidos, permite detectar estructuras más pequeñas y disminuye la dosis de radiación que recibe el paciente durante el estudio; con ello “tenemos mayor certeza diagnóstica”.

Rivera Bravo subrayó que también se ponen a la vanguardia en investigación y formación de recursos humanos especializados, “algo que nos ha caracterizado, además de la atención a pacientes durante 17 años de servicios”.

Por su parte, Rosa María Wong Chew, jefa de la Subdivisión de Investigación Clínica, en la División de Investigación de la FM, destacó que la Facultad de Medicina va a la delantera en medicina nuclear.

Hemos hecho renovaciones, pues la tecnología avanza, y eso es importante para dar el mejor servicio a los pacientes, además de que somos un centro de enseñanza que es referente a nivel nacional e internacional.

Renovación constante

PET-CT
PET-CT, con una cámara de 60 mil cristales detectores de radiación, útiles para generar imágenes de oncología, neurología y cardiología

El primer PET se adquirió en enero 2002 y con él se atendió a cerca de 4 mil pacientes. En 2007 se actualizó para dar origen a la Unidad PET-CT, y en los 17 años de operaciones se ha atendido a más de 51 mil pacientes.

La tecnología es operada por un equipo multidisciplinario, entre otros:

Consulta de imagenes PET-CT
En la Facultad de Medicina se renovó el PET-CT
  • médicos nucleares,
  • médicos radiólogos,
  • técnicos en radiología,
  • enfermeras
  • físicos médicos

También se llevan a cabo actividades de docencia e investigación, pues se imparten diplomados y cursos de posgrados a médicos nucleares, médicos radiólogos, físicos e ingenieros.

Las líneas de investigación son de imagen molecular PET, que incluyen protocolos de infectología, cardiología, oncología y enfermedades inflamatorias.

En 17 años de existencia, el 80% de sus pacientes han sido de oncología, y el resto se divide en neurología y cardiología.

Radiofarmacia de la UNAM
En 17 años de funciones, ha atendido a más de 51 mil pacientes y se mantienen a la vanguardia en tecnología, afirmó Belén Rivera Bravo, responsable de la unidad

Trabajan en plataforma colaborativa para el uso de tecnologías de la información en salud

Se puede transformar la salud de la población a través del uso racional, adecuado y basado en evidencias de las tecnologías de información y comunicaciones“; afirma Fernanda Cobo, cordinadora del Consejo Promotor de Tecnología de la Información y Comunicación en Salud de Fundación Mexicana para la Salud (FUNSALUD).

Para ello, FUNSALUD trabaja para conformar una plataforma colaborativa que permita el desarrollo de un modelo sustentable.

A través de las Mesas de Trabajo “Impulsando nuevas tecnologías para
transformar el cuidado de la salud
” y como parte de los trabajos del Digital Health Forum; Nuevas tecnologías para transformar el cuidado de la salud.

Propuesta de 4 ejes

Cobo señala que se propone trabajar en 4 ejes:

  1. Recursos. No solamente se mantendrá el enfoque en los recursos económicos; también en tener herramientas tecnológicas adecuadas y recursos humanos que puedan responder a las necesidades del desarrollo del sistema.
  2. Validación. Para determinar los requerimientos que deben ser cubiertos por las tecnologías de información. Esta al cumplir con estándares de calidad que aseguren que verdaderamente ayudan a mejorar el estado de salud de las personas. Asimismo que consideren niveles óptimos que reduzcan los riesgos para los pacientes; médicos; así como estándares económicos que hablen sobre la viabilidad de las tecnologías desarrolladas.
  3. Facilidad de diseño y difusión. Este eje busca reducir la brecha entre los médicos y facilitarles el adecuado uso de las tecnologías. Pero también que los pacientes y la población en general se familiaricen con estas herramientas; y que las puedan usar cotidianamente.
  4. Ambiente regulatorio. En este campo, Fernanda Cobo destaca que el
    ambiente regulatorio es uno de los más importantes y menos desarrollados. Esto tiene que ver con reducir los riesgos de las tecnologías para los pacientes; pero igualmente proteger la propiedad intelectual de los innovadores.
H3 (1)

Impulsemos adopción de apps para transformar el cuidado de la salud

La tecnología es parte de la solución del sistema de salud en México,Llegó el momento de aprovechar las nuevas tecnologías para que nos ayuden a cerrar La brecha“; afirmó Héctor Valle Mesto, presidente ejecutivo de la Fundación Mexicana para la Salud (FUNSALUD). Subrayó que nuestro país necesita implementar modelos que nos lleven hacia una medicina predictiva, preventiva, personalizada y participativa.

En el marco de las Mesas de Trabajo “Impulsando nuevas tecnologías para transformar el cuidado de la salud”; el pasado 31 de julio de 2019; se realizó la sesión “Apps en salud“; con el fin de impulsar el desarrollo y sano crecimiento de las aplicaciones móviles en México.

Dichas mesas son parte de los trabajos previos rumbo al Digital Health Fórum México; Nuevas tecnologías para transformar el cuidado de la salud. Valle Mesto destacó que en este marco para lograr la reducción de inequidades en salud, “necesitamos un enfoque diferente que coadyuve al país en la cobertura efectiva; y en la reducción del gasto de bolsillo de las familias mexicanas“.

Situación actual

Consideró que además de un verdadero compromiso se requieren: recursos para invertir; y una regulación de los sistemas de salud que verdaderamente impulse el desarrollo de las aplicaciones móviles. Entre algunos datos de la situación actual del país mencionó:

  • La inversión en salud en México se encuentra por debajo de los países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Lo que afecta el acceso a medicamentos, a infraestructura médica y la disponibilidad de recursos humanos calificados.
  • La carga de las enfermedades crónicas serán el foco de atención de los siguientes años. Ésta nos impide aprovechar el bono demográfico.
  • La universalidad en salud necesita definiciones respecto a la cobertura a nivel personal en cuestiones de tratamientos médicos; quirúrgicos; y en protección financiera.
  • El alto porcentaje del gasto de bolsillo en salud precisa de una constante evaluación; y la búsqueda de soluciones que coadyuven con el gasto de las familias mexicanas.
  • Las determinantes estructurales impiden equidad en el acceso al sistema de salud.

Requerimientos

Bajo estas consideraciones, Héctor Valle subrayó que México requiere de:

  • Analizar, recomendar e implementar modelos que nos lleven hacia una medicina predictiva (genética), preventiva, personalizada y participativa.
  • Incorporar nuevas tecnologías que ayuden a reducir la brecha de acceso a la salud.
  • Encontrar eficiencias en el gasto de salud en la definición y priorización de modelos innovadores para la prevención; diagnóstico y control de enfermedades.
  • Fórmulas de colaboración entre instituciones públicas y privadas.
  • Incrementar el presupuesto de salud.

Retos

Al referirse a los retos del sistema de salud, destacó:

  • Es una realidad que el país pasa de una población joven a una población madura. Con una marcada evolución hacia las enfermedades crónicas.
  • México es un país en donde se invierte poco en salud. Comparado con Latinoamérica y países de la OCDE
  • Nuestra limitada inversión en salud impacta en 3 áreas de manera prioritaria:
    1. Infraestructura hospitalaria: insuficientes equipos médicos para la atención de los derechohabientes.
    2. Recursos humanos: falta de especialistas y personal de apoyo a los médicos.
    3. Acceso a medicamentos e insumos para la salud: limitado acceso a medicamentos e innovación en tratamientos ofrecidos por las principales instituciones de salud pública.

Convocan a trabajar en medicina preventiva

De continuar con la tendencia actual, “se incrementará la demanda de servicios y tendremos una creciente población con enfermedades crónicas“. Por ello convocó a los desarrolladores de apps a trabajar sobre la medicina preventiva;que permita lograr un servicio personalizado con un modelo de salud participativa. Los componentes del modelo de salud participativa son:

  • Participación en grupos de apoyo, que permitan sinergias positivas.
  • Participación de los individuos con sus datos despersonalizados “para que con esa información se pueda conocer lo que realmente está sucediendo. Alimentar las diversas herramientas tecnológicas con información para el análisis y desarrollo de mejores resultados para la sociedad“.

Las cuatro P

Por ello las 4 “p” son fundamentales para la medicina:

  1. Predictiva
  2. Preventiva
  3. Personalizada
  4. Participativa

Esto permitiría que las personas tengan que acudir menos al médico; disminuyendo la demanda de hospitales y evitando sobrecargar todo un sistema de salud del lado de la demanda“. Por el lado de la oferta, “debemos mejorar eficiencias lo cual es posible con las nuevas tecnologías“.